El largo trayecto de aquellos que desean adentrarse en el mundo del emprendimiento comienza por la concepción de una idea.  La idea puede ser el producto espontaneo de una mente creativa, como también puede ser el producto de la búsqueda de información y del análisis de los datos que esta búsqueda arroja.  El buen emprendedor siempre buscara las herramientas para poner en marcha su idea a través de un proyecto, pero para que esto se de es necesario seguir unos pasos, alcanzar diferentes etapas que le permiten alcanzar sus propósitos.

Algunos especialistas plantean que en el intermedio de muchos de estas etapas, diferentes decisiones cruciales pueden interponerse, la toma de estas puede afectar o puede impulsar la empresa o la unidad comercial ideada.  Es por eso, que el emprendedor, atraviesa un camino donde la incertidumbre y el riesgo pueden afectar su proyecto, sin embargo el debe buscar las herramientas para poder minimizar estos elementos, buscando siempre impactar positivamente el desarrollo del proyecto.

Una buena elaboración de un plan de negocios es la hoja de ruta perfecta para poner en marcha el proyecto de emprendimiento.  En esencia, un plan de negocios permite que todos los individuos que están involucrados en el proyecto conozcan cada una de las variables que interviene en el proyecto, orienta en cuanto a la razón del ser del mismo y integra mucho mas los miembros alrededor del cumplimiento de objetivos.

Según lo amplia Thomas Harrison, CEO de Diversified Agency Services, este plan de negocios debe ser conciso y preciso y debe ser siempre una guía para el funcionamiento de la empresa.  El mismo especifica que para que un emprendimiento pueda iniciarse con éxito, su plan de negocios debería tomar las siguientes claves: 

  1. Realizar una descripción de la compañía resaltando su valor, su importancia y porque vale la pena su existencia.
  2. Explicar en términos generales el mercado y el comportamiento de sus tendencias.
  3. Precisar porque los consumidores optarían por compra el producto.
  4. Describir en detalle quienes son los clientes potenciales.
  5. Detallar quienes pueden ser los competidores, enfatizando en las ventajas que estos tienen.
  6. Presenta cuales podrían ser los competidores que serían desplazados con el proyecto de emprendimiento.
  7. Explica como son los productos, especificando las marcas de la competencia
  8. Proyecta el listado de recursos que serán necesarios para comenzar el proyecto.
  9. Determina cuales son las prioridades del proyecto de emprendimiento y la manera de alcanzarlas.
  • Por ultimo, debe proyectar tres diferentes planes financieros, uno conversador, uno moderado y uno optimista, proyectando en cada uno cifras objetivas que den cuenta de ventas, gastos y posibles ganancias en diferentes periodos de tiempo